Suscríbase

Reciba diariamente nuestro newsletter con toda la información empresaria.

Contáctenos

Comuníquese con la redacción de EmpresasNews.

E-Mail: redaccion@

Recomendar

Recomiende EmpresasNews a un amigo.

 

Noticias

¿UNA AMENAZA PARA LA ESTABILIDAD FINANCIERA DE EE.UU.?

Puerto Rico, “la Grecia del Caribe”

La isla vive una grave crisis de deuda en la que tiene poco margen de maniobra. La deuda de la isla, según el gobernador de Puerto Rico, Alejandro García Padilla, es “impagable” y que era necesario sacarla de la “espiral mortal” en la que están envueltas las finanzas públicas de ese país.

15/7/2015

El pasado 14 de junio, la Quinta Avenida se inundó de banderas con los colores azul, rojo y blanco y la estrella de Puerto Rico, con salsa atronadora, pancartas, carrozas, bikinis junto a vestidos tradicionales, bailarines… Era el desfile del día nacional de Puerto Rico, la gran celebración anual de la comunidad boricua en Nueva York.

En EE.UU., donde viven más de 700.000 portorriqueños, ese día -se celebra siempre el segundo domingo de junio y es una ocasión para tirar de orgullo patrio de una joya caribeña que ni tiene su propia soberanía ni la misma categoría constitucional que el resto de estados del país.

El desfile es una ocasión para reivindicaciones políticas -unos defienden pelear la independencia, otros avanzar hacia un estado de EE.UU. con todos los derechos, otros quedarse como están- y protestas sociales. Aquel día, muchas pancartas denunciaban el recorte del 11% en el programa de cobertura sanitaria estatal. Si el desfile se hubiera celebrado dos semanas después, su componente político hubiera sido todavía mayor.

Desde el 14 de junio hasta hoy, todo Estados Unidos ha vuelto la mirada al simpático estado libre asociado que proporciona a los estadounidenses magníficas playas para las vacaciones y alguna que otra estrella del pop. A finales del mes pasado, el gobernador de Puerto Rico, Alejandro García Padilla, anunció en una entrevista con «The New York Times» que la deuda de la isla es «impagable» y que era necesario sacarla de la «espiral mortal» en la que están envueltas sus finanzas públicas.

De golpe, la isla caribeña se convirtió en una amenaza para la estabilidad financiera de EE.UU. Mientras que la opinión pública del país observaba la evolución de los acontecimientos sobre la crisis de Grecia, una bomba de relojería, también en forma de deuda, estaba a punto de estallar en Puerto Rico. La isla debe 72.000 millones de dólares (unos 65.000 millones de euros), lo que parece una minucia comparados con los más de 320.000 millones de euros que adeuda Grecia, pero ha despertado las alarmas en EE.UU.

El Gobierno de Barack Obama -que presiona a los líderes europeos para que acuerden más ayuda financiera a Grecia- negó cualquier posibilidad de rescate.

Poco después de las declaraciones de García Padilla, se presentó un informe de ex economistas del Fondo Monetario Internacional, solicitado por las autoridades de Puerto Rico, que detallaban la mala situación de la isla. «Problemas estructurales, “shocks“ económicos y la debilidad de las finanzas públicas han provocado una década de estancamiento, emigración y deuda», explica el informe, que firma Anne Krueger, ex subdirectora gerente de la institución.

Los sucesivos gobiernos de Puerto Rico han engordado la deuda de la isla para tratar de mantener los servicios públicos sin ser capaces de activar su economía. Uno de los datos más preocupantes es el desempleo: mientras que el paro de EE.UU., que llegó a sobrepasar el 9% en el peor momento de la crisis financiera, se ha recuperado para alcanzar su nivel habitual cercano al 5%, en Puerto Rico no ha dejado de empeorar, y ha llegado al 12,4%.



 

Presentación

Tamaño de letra Tamaño de letra Tamaño de letra Tamaño de letra Imprimir

Firenox Internet