Suscríbase

Reciba diariamente nuestro newsletter con toda la información empresaria.

Contáctenos

Comuníquese con la redacción de EmpresasNews.

E-Mail: redaccion@

Recomendar

Recomiende EmpresasNews a un amigo.

 

Noticias

UNA LEY DE SEGURIDAD PARA CONTROLAR LA TECNOLOGÍA DE RED

China quiere reescribir las reglas de Internet

El gobierno de Pekín apunta a controlar activamente el discurso online y reducir la influencia de EE.UU. Propuesta del gobierno chino en Naciones Unidas para crear un "código de conducta" de Internet que daría a los gobiernos poder de veto sobre los protocolos de interconexión por cuestiones de seguridad.

3/8/2015

Mientras las redes sociales ayudaban a derrocar regímenes en Medio Oriente y en el norte de África, un coronel del Ejército Popular de Liberación de China advirtió públicamente que una internet dominada por Estados Unidos amenazaba la permanencia del Partido Comunista.

En una columna firmada junto con un investigador chino y publicada por el diario oficialista China Youth Daily, el coronel Ye Zheng dijo que internet representaba una nueva forma de control global, y que EE.UU. era una "sombra" detrás de esos levantamientos populares a la que Pekín debía prestar atención.

Cuatro años más tarde, China está prestando mucha atención. Su gobierno está ejerciendo presión para reescribir las reglas de internet global con el fin de aislar de la interconectividad con el resto del planeta a la mayor población mundial de usuarios de la red y controlar cada vez más a Internet dentro de China.

Pekín imagina un futuro en el que los gobiernos patrullarán el discurso en línea como si fueran agentes fronterizos, en lugar de permitir que EE.UU., que ha creado y liderado el mundo digital desde el principio, dicte las normas.

Apoyado por conservadores en el gobierno, en la academia, en el sector militar y en la industria tecnológica, el Presidente Xi Jinping busca ejercer su influencia en cada segmento del mundo digital, desde la fabricación de semiconductores hasta el funcionamiento de las redes sociales.

De esta manera, Xi busca romper el sistema internacional tal como lo conocemos hoy en día, en el que internet es básicamente igual en todas partes. Está también presionando a empresas extranjeras para que colaboren con este objetivo.

El 1 de julio, la legislatura china aprobó una nueva ley de seguridad que extiende la soberanía nacional al ciberespacio y que pide que la tecnología de red sea "controlable". Una semana más tarde se dio a conocer un proyecto de ley que, de ser aprobado, endurecerá los controles sobre Internet dentro de China, incluyendo la potestad del gobierno para interrumpir el acceso público a la red durante una crisis de seguridad nacional.

Otros proyectos de ley en estudio animan a las empresas chinas a buscar sustitutos locales a equipos y obligan a proveedores extranjeros a entregar claves codificadas de sus productos a las autoridades, lo que permitiría que estas controlen los equipos.

Funcionarios chinos refirieron las preguntas del periodismo sobre la política de Internet a la recientemente creada Dirección del Ciberespacio de China, pero esa agencia declinó poner a disposición a algún funcionario para que comentara.

Esta estrategia habría sido imposible hace unos años, cuando las compañías occidentales dominaban Internet. Pero esto comenzó a cambiar con el ascenso de nuevas potencias chinas como el gigante de comercio electrónico Alibaba Group Holding Ltd., el conglomerado en línea Tencent Holdings Ltd. y el agregador Sina Corp., las cuales permiten a los usuarios chinos disfrutar de la mayoría de los servicios disponibles en Occidente, más algunos exclusivos de este país, sin necesidad de recurrir a Google o a Facebook.

Las empresas locales son más fáciles de controlar desde Pekín y han demostrado ser más proclives a responder los pedidos de censura del gobierno.

El país asiático está también buscando apoyo internacional. A principios de este año, Rusia y algunos gobiernos de Asia Central secundaron una propuesta de Pekín en Naciones Unidas para crear un "código de conducta" de Internet que daría a los gobiernos poder de veto sobre los protocolos de interconexión. China sostiene que tales controles son necesarios por cuestiones de seguridad nacional.


 

Presentación

Tamaño de letra Tamaño de letra Tamaño de letra Tamaño de letra Imprimir

Firenox Internet