Suscríbase

Reciba diariamente nuestro newsletter con toda la información empresaria.

Contáctenos

Comuníquese con la redacción de EmpresasNews.

E-Mail: redaccion@

Recomendar

Recomiende EmpresasNews a un amigo.

 

Noticias

"OFRECEMOS UNA ALTERNATIVA A LAS FINANZAS CONVENCIONALES"

Las finanzas islámicas desembarcan en Francia

La start-up NoorAssur, especializada en productos de seguros y ahorros gestionados en línea con las reglas de la sharia, abrió su primera oficina en Chelles, en la periferia de París, convirtiéndose en la primera agencia de finanzas islámicas en Francia. Ya reunió unos 3.000 clientes, en su mayoría privados.

2/9/2015

Creada en 2012 por la consejera financiera Sonia Mariji, NoorAssur operaba hasta ahora sólo en línea, ofreciendo poner en contacto a los ahorristas con asesores independientes expertos en finanzas islámicas para la gestión de su dinero o para establecer seguros.

En estos tres años ya reunió unos 3.000 clientes, en su mayoría privados, que en un 15 por ciento de los casos no son musulmanes.

Hasta ahora propone sólo contratos de seguros desarrollados en colaboración con SwissLife, y productos de ahorro, pero el objetivo es ofrecer también cuentas bancarias a partir de 2016, también a través de la apertura de una veintena de nuevas sucursales en todo el territorio francés.

"Ofrecemos una alternativa a las finanzas convencionales, que no se refiere sólo a los musulmanes, sino también a todos aquellos que desean invertir, ahorrar o asegurarse de modo distinto", dijo Mariji al diario Le Figaro.

"La finanza islámica es un segmento de las finanzas responsable, no especulativa y ética, y la ética no tiene color ni religión", aseguró.

El principio guía de las finanzas islámicas es permanecer estrechamente fiel a los dictámenes de la sharia, lo que en concreto significa evitar todas las formas de inversión semejantes al juego de azar, como las operaciones especulativas y los títulos o productos derivados con factores de riesgo excesivos, además de la utilización de tasas de interés, que para las reglas religiosas son asimilables a la usura.

Además están prohibidas las inversiones en sectores productivos considerados nocivos para la sociedad, como las bebidas alcohólicas, las armas y la pornografía.

Los operadores de las finanzas islámicas están activos desde hace unos 40 años, pero es en la última década cuando el sector conoció un auténtico boom, arrastrado por un lado por la creciente riqueza de ciudadanos saudíes o emiratíes, y por otro por el creciente interés de los inversores occidentales.

Según los datos de la World Islamic Banking Conference, su volumen de negocios rondó los 138.000 millones de dólares a fines de 2013, y para el final de este año podría superar los 200.000 millones.


 

Presentación

Tamaño de letra Tamaño de letra Tamaño de letra Tamaño de letra Imprimir

Firenox Internet